lunes, 24 de marzo de 2008

Se encuentran manuscritos antiquísimos en lengua indescifrable, en Chongqinq (China)

El siguiente texto es la traducción de una noticia aparecida en el periódico online The Epoch Times, con fecha de 24 de febrero. Aparte de parecerme una noticia interesante en sí misma, nos muestra como en otros países, otros contextos sociales y otras latitudes, las inquietudes culturales son similares a las que existen en el mundo occidental. El ejemplo de China es singular, ya que se está occidentalizando a marchas forzadas, a bandazos de capitalismo, pero sigue perviviendo una cultura riquísima, diversa y milenaria que, desgraciadamente, apenas conocemos (al menos, es mi caso). Todo será cuestión de ponerse al día. De momento, os dejo con la noticia. Espero que sea de vuestro interés.


“Los Tujia han sido conocidos como una etnia minoritaria, con su propia lengua hablada, pero sin lengua escrita. Sin embargo, una serie de antiguos libros escritos en esta misma lengua han sido hallados en una casa de la población de Youyang Tujia, colindante con las provincias de Hunan, Hubei y Guizhou, y con la ciudad de Chongqing. Tras dos años, nadie ha sido capaz de leer estas antiguas obras.

“Chongqing Morning Post” publicó un reportaje, el 15 de febrero, sobre la historia de Zhou Yongle (de 38 años de edad), residente en Youyang Tujia y en el Condado autónomo de los Miao (otra etnia china). Zhou llegó a la ciudad de Yiju para conseguir antigüedades. Compró un buen número de libros viejos a un agricultor, y se los llevó a casa. Cuando los estaba ordenando, un antiguo libro atado con hilo atrajo su atención.

Este peculiar ejemplar fue hecho con veinte fragmentos de pergamino, que era utilizado habitualmente en el área montañosa de Wulin. Los caracteres dispuestos verticalmente sobre el pergamino tienen un asombroso parecido a los caracteres tradicionales chinos. Escrito con pinceles, la letra es clara y marcada. Para su mayor asombro, no pudo reconocer ninguna de las palabras. Se quedó sin saber qué decir.

Con una minuciosa observación, Zhou Yongle encontró caracteres chinos próximos a cada palabra de los que antes no se había percatado. Los caracteres chinos más pequeños parecían servir para notas a pie de página o para traducir. Según la traducción hecha a partir de los caracteres chinos, el libro debería tener como título “Tres clásicas naturalezas de la antigüedad” (1).

Zhou Yongle consultó clásicos chinos como el Shouwen Jiezi, la escritura Bronzeware, y el diccionario Kangxi. Con entusiasmo por saber el significado de cada carácter y el nombre del sistema de escritura, consultó a expertos a la Comisión de asuntos étnicos y religiosos del condado de Youyang, así como a ancianos locales. El esfuerzo fue inútil. Nadie era capaz de leer los extraños caracteres.


Pero aquí no acaba la historia. En la primavera y el verano de 2007, los habitantes de la antigua ciudad de Gongtan fueron evacuados debido a la construcción de una estación hidroeléctrica sobre la región de Wugian. Zhou fue a una vieja casa para, nuevamente, adquirir antigüedades. De repente, su vista se fijó en la cubierta de un viejo libro: las letras eran completamente iguales a aquellas de la anterior obra.

Tras adquirir el volumen, Zhou lo examinó detalladamente y descubrió que era un antiguo libro usado como diccionario, con las páginas unidas mediante hilo y los caracteres dispuestos verticalmente. Escrito con pincel, había sido realizado con grandes caracteres, similares al del primer ejemplar. Los caracteres chinos más pequeños están colocados debajo del texto principal, como notas a pie de página. La comparación de los dos ejemplares revelaba que ambos pertenecieron al mismo sistema de escritura, con notas a pie de página presentadas en caracteres chinos. Basándose en la semejanza, Zhou llegó a la conclusión de que los dos libros estaban escritos en la misma lengua.

Zhou comentó, “los Tujia están ampliamente reconocidos como una etnia minoritaria con su propio lenguaje hablado, pero sin lengua escrita. Si pudiéramos desentrañar el misterio de estos libros indescifrables descubiertos a lo largo del río Wu, y probar que las palabras que contienen son utilizadas por los Tujia, sería un fantástico descubrimiento para la cultura Tujia. Entonces, la historia de las minorías étnicas sería revisada".

Zhou dice que, hasta el momento, esta tipo de misterioso sistema de escritura sólo ha sido hallado en el Condado de Youyang. Estos vestigios no han sido descubiertos en ninguna otra región".


Nota1: no tengo claro que sea el significado real. Sólo es una posible traducción.

Nota2: el Shouwen Jiezi fue un diccionario chino del siglo II d.C., perteneciente a la Dinastía Han. Es el primer diccionario chino comprensible.

Nota3: la escritura Bronzeware es una serie de inscripciones encontradas sobre bronce chino, caso de zhong (campanas) y ding (trípodes).

Nota4: el diccionario Kangxi fue el diccionario tipo durante los siglos XVIII y XIX. El emperador Kangxi de la Dinastía Qing ordenó su compilación en 1710, y fue publicado en 1716. Se denomina al diccionario con el nombre del emperador que correspondió con su realización.

Nota5: para situarnos un poco geográficamente, dejo este enlace de Google Maps con la localización de Chongqing.

Nota6: foto tomada de la propia página de la información.

Nota 7: la noticia ha sido localizada en LISNews

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada